dijous, 7 de setembre de 2017

LOS SIGNOS. Capítol 1

Hola a tots i a totes! Aquest estiu he estat pensant escriure una història. Ha sigut molt dur, però avui he terminat el primer el primer capítol. Espere que vos agrade. (Està en castellà).

LOS SIGNOS
Capítulo 1

«Hace miles de años, los humanos habitaban en un país llamado Omega. Omega estaba dividido entre 25 regiones, que tenían el mismo nombre que cada letra del abecedario griego: Alfa, Beta, Gamma… Menos una región, que era la capital, llamada Katadikázo (escrito en griego Καταδικάζω).
En Omega reinó un único rey, que era un titán, llamado Asafís (ασαφής). Asafís era un rey extravagante y vago que utilizaba la mitad de su tiempo en el sexo. Era bastante maniático. Tenía 23 mujeres (Catorze obligadas a casarse con Asafís, dos prostitutas y siete mujeres por amor), 21 hijas y 19 hijos.
Asafís vivía muy bien con su família, en cambio los habitantes no vivían muy bien. Asifís encarcelaba a 10 personas por alguna razón estúpida: No te sabes las historias místicas de mi abuelo, no sabes tejer, no sabes freír espárragos, te encarcelo por que me da la gana… Los encarcelados íban a parar a la carcel de la ciudad de Katadikázo, así que cada vez la ciudad se hacía más grande.
Pero el sistema que utilizaba Asafís no siempre fue así. Al parecer, los ancestros de Asifís eran magos que podían crear cualquier tipo de magia a partir del Yggdrasill. Pero un dia Zeus castigó a la familia de Asifís por hacerle padecer un “pecado”, entonces hizo el intento de quemar el Yggdrasill, aunque la familia de Asifís intervino y le puso un sello al Árbol de la Vida. Al poner el sello, los familiares murieron de la energia que utilizaron en el sello, menos Asifís, que buscó venganza. Asifís creó la humanidad mintiendo que los únicos seres vivos que podían revivir el Árbol de la Vida eran los seres humanos, y que al parecer tenían un potencial mágico extraño. Entonces les dió una educación muy estricta diciéndoles como tenían que conseguir deshacer el sello; entendiendo el significado de cada Signo alfabético de su idioma, la lengua griega, y gritarla lo más fuerte posible con el corazón. Las personas anhelaban derretir el sello para conseguir el místico poder del Yggdrasil, pero Asifís vio como la avarícia se apoderaba de la ánima de las personas, entonces decidió que encarcelaría a aquel que no hacía lo correcto, desde el punto de vista de Asifís. La gente estaba tan cansada de que les encarcelaran que ya no pensaban en deshacer el sello.
Un dia, en momento inesperado, apareció en frente de la gente Zeus, y dijo:
-La venganza produce sangre, más venganza y más sangre. No debería existir en nuestra tierra. Por eso la gente que quiere venganza debe morir.-
Entonces Zeus cogió su guadaña, hizo un movimiento rápido y la raza humana desapareció del mapa, incluido Asifís. Al ocurrir esto, Zeus se quitó su disfraz, tiró el cadaver del dios griego y murmuró:
-Yo, Morrigan, declaro la muerte de Omega como un hecho real. Los dioses denominados como “La Muerte” no se merecen una posición tan mala. Sólo la eligida por los Signos merece revivir el Yggdrasil.-
Entonces se fue caminando en dirección contraria a la que había venido.» -Bueno, ¿que te ha parecido la leyenda de nuestro país?
-Bien, mamá. Su final es intrigante, pero muy interesante.-respondió Elpída, la adolescente de la 7 de la calle Kirou en Làrissa, Grécia.- ¿Mamá, las leyendas son verdades?
-Cariño, es cierto. Aunque hay leyendas que tal vez no.
-Entonces, mamá, ¿los signos existen?
Alítheia, la madre de Elpída, se calló. Era muy extraño de ella, porque solo lo hacía cuando quería decirle a su hija algo sumamente importante.
-Cariño… Tengo que decirte algo…
-¿Qué, mamá?
-Eres la elegida de los Signos.
-¡¿QUÉ?!

2 comentaris:

  1. Hola Yuna, molt bé la història. M'encanta que continueu fent entrades. Molta sort per al dilluns !

    ResponElimina
  2. Hola Eva, vaig a intentar fer més capítols per a reforçar la meua ortografía.

    ResponElimina

Gràcies per deixar el teu comentari !